Simbología del color

Desde épocas antiguas hasta el presente, a lo largo y ancho del mundo, los colores han adquirido diversos significados, y con más investigación se comprende mejor su impacto en la mente y el comportamiento humano.

Día a día asociamos cada color con un estado de ánimo o con una sensación específica, como por ejemplo la paz, la alegría, la violencia o la tristeza. Y es porque cada color transmite una emoción diferente, que puede variar de una región geográfica a otra. En vista del impacto que ejercen los colores en nuestra mente, es importante conocer las diferentes connotaciones de cada uno.

Blanco y negro

El blanco es la síntesis de todos los colores. Por ello se le reconoce como símbolo de unidad y el color de la perfección. Pero también representa pureza, energía positiva, inocencia y buenos sentimientos. Los cuerpos blancos siempre dan una impresión de luminosidad, limpieza y esterilidad; también inspiran seguridad y frescura. El blanco es universalmente asociado con la paz.

El negro realmente es la carencia de color, en ausencia total de luz. Normalmente se le da una connotación negativa, porque representa la nada, muerte, misterio, malignidad y dolor. Sin embargo, el negro es visto desde otras perspectivas como símbolo de elegancia, poder, seriedad, nobleza y sofisticación.

El gris, obvia mezcla de los dos anteriores, es el centro de todo, por eso se le asocia con la indecisión, falta de energía, neutralidad, duda y melancolía, dependiendo de su intensidad. El gris puede dar sensación de frialdad.

Hablamos sobre simbología del color

Hablamos sobre simbología del color

Colores cálidos

La calidez o frialdad de un color viene dado por la sensación térmica que transmita, según sea percibido por el ojo humano.  Los tres principales colores cálidos son el amarillo, el naranja y el rojo, pasando por todas sus tonalidades.

El amarillo evoca energía y felicidad. También simboliza voluntad, confianza, optimismo y fortaleza. Estimula la actividad mental pero puede tener un efecto inquietante, por lo que no se recomienda abusar de él, porque puede provocarnos ira o ansiedad.

El naranja es estimulante para aquellas personas tímidas o tristes. Inspira seguridad, comodidad y alegría serena, es acogedor.

El rojo se considera un color agresivo y cargado de energía, tiene mucho impacto a nivel emocional, se asocia con el amor, el deseo y la pasión. Excita la mente y acelera el pulso.

Colores fríos

Así como existen colores cálidos, también hay colores fríos, el violeta, el azul y el verde.

El violeta es un color místico muy espiritual y majestuoso. Estimula la creatividad y simboliza la reflexión, la lucidez y la experiencia.

El azul es uno de los colores más beneficiosos tanto para el cuerpo como para la psique, porque proporciona la sensación de estabilidad, poder, fe, confianza y calma. Simboliza también la intelectualidad y sabiduría. Pero también tiene aspectos negativos, puede llevarnos a pensar en indiferencia o frialdad.

El verde es el color más tranquilo y curativo de todos. Siempre nos recuerda a la naturaleza, inspira paz interior y esperanza. Representa equilibrio, armonía, serenidad, reposo, es muy apaciguador. Su lado negativo, se relaciona con falta de madurez, los celos y la locura.

La utilidad de la simbología de los colores es bastante amplia, pues está presente en muchas áreas. Por ejemplo, la Moda y la Publicidad son medios que buscan estimular a sus clientes de una manera específica, utilizando los colores de acuerdo a la reacción que despiertan en los demás.

One Response

  1. Significado de los colores 22 febrero, 2018

Leave a Reply